Seleccionar página

¿PORQUÉ
RESCATAMOS
TEJANOS?

La producción textil mundial se ha duplicado en una década y media, y cada año se producen 100.000 millones de prendas, lo que situa a la indústria de la moda como la segunda más contaminante del mundo. Pese a que las grandes empresas han eliminado muchos elementos químicos peligrosos, su producción implica la generación del 3% de todo el dióxido de carbono del mundo, unas 850 millones de toneladas.

Cada español se desprende de siete kilos de ropa por año, o sea, un total de 326.000 toneladas anuales, tanto como el peso de 45.000 coches medianos. Las estadísticas de un estudio realizado por la Universidad de Delaware indican que 4,3 millones de toneladas de ropa usada se exportaron desde EEUU, Alemania, Reino Unido y otros países desarrollados a India, Pakistán y Rusia.

Estos estados no son el destino final, sino que allí se reprocesa y vuelve a exportar a África. Pero apenas el 30% sirve para volver a ser usado: debido a la pérdida de calidad de las prendas, el 70% restante se recicla como paneles de aislamiento térmico, trapos, relleno de moquetas o tejidos para maleteros de coches.

(Resumen del artículo La industria textil no sabe qué hacer con la ropa usada, podéis leerlo, aquí >>)

Back To Eco alarga la vida de parte de estos tejidos, evita el consumo de recursos naturales y produce nuevas prendas km 0.